festina lente

lunes, 28 de febrero de 2011

Inspírame I

Soy consciente de que en todos los malditos y zafios egoblogs que pueblan la red, cada equis tiempo, sus autores dedican una entrada para colgar fotitos resultado de la sustracción y recolección que realizan por el vasto Internet. Gente con más estilo y ropas más caras que ellos, cuatro pases de algún desfile (¡vivan Balmain y Decarnin!), unos cuantos de macarons de colores ñoños y chorradas varias como esas.

Permítanme, entonces, que siga esta misma línea de razonamiento y también, tal y como ellos (utilizo el masculino de generalización, que la RAE aún lo recomienda así) hacen, recopile imágenes, aunque no sin ton ni son, ya que intentaré completar la parte difícil de la pregunta del examen "justificando mi respuesta". He aquí mi primera tanda de elementos, cosas, situaciones, panoramas, paisajes o lo que quiera que quepa aquí dentro que, hoy, en el último día del mes de febrero, suscitan en mí un je ne sais quoi.


Image and video hosting by TinyPic

Acabo de empezar a ver Downton Abbey (me confieso adicta a las series), supongo que, en parte, por el atractivo que tienen Maggie Smith y su gesto snob. Pero también, su ubicación espacio-temporal en la Inglaterra posvictoriana de principios de siglo XX y el vestuario tan sublime de la época, así como las dichosas intrigas familiares y todo ese chismorreo tan elegante pero que no deja de ser chismorreo.


Image and video hosting by TinyPic

Las propuestas de Alta Costura de Givenchy para la primavera y el verano de 2011 ya me parecieron bellísimas en las modelos asiáticas ataviados con tremendos capirotes y he de decir que en Cate Blanchett no deslucen ni un ápice, aunque el gusto por la Alta Costura en las alfombras rojas de todo tipo de saraos se está convirtiendo en práctica habitual y no deja de ser algo muy inquietante (mi mente vuela a mamarrachos como Lady Gaga o Rihanna destrozando maravillosas creaciones, llegando a un punto extremo).


Image and video hosting by TinyPic

Por norma general, he aborrecido la pintura rafaelista y neoclásica durante todos los cursos que he realizado de Historia del Arte por aburrida, carente de originalidad y demasiado fácil entrañando el único reto de crear escenas bellas y regodearse en la capacidad de dibujar del autor. No obstante, últimamente estoy cogiéndole el gusto a este tipo de obras. En concreto, últimamente estoy buceando en la obra del neerlandés sir Lawrence Alma-Tadema, de profusísima producción artística. En la imagen, el óleo titulado The Roses of Heliogabalus, finalizado en 1888.


Image and video hosting by TinyPic

El otro día vi una imagen de esas de streetstyle del que podría llamarse "bueno" en el que una mujer galopaba sobre unos maravillosos estiletos (españolizando palabros) y me di cuenta de cuán maravillosos resultan así solos, con tacón de infarto, pero sin aderezos como plataformas u otras aberraciones. Desde entonces, vuelvo a tener un enamoramiento con ellos. En la imagen, una fotografía de la revista Love Magazine, con un par del maravilloso modelo Pigalle de Christian Louboutin.


Image and video hosting by TinyPic

Antes de que se vaya el invierno definitivamente, estoy apurando todas las tarde frías para tomarme todas las tazas de té posibles y todos los sándwiches de pepino posibles, costumbre que me han inculcado familiares y profesores de idiomas demasiado británicos y que no logro sacudirme, pero que disfruto enormemente. Ahora mismo, os escribo con un delicioso té negro aromatizado de vainilla entre las manos, de hecho. En la imagen, el lienzo de George Forster, Tea Time, de 1872.

¡Hasta más ver, damas y caballeros!

3 comentarios:

gratis total dijo...

bienvenida, chulo diseño!

Alexandra dijo...

¿Cuándo dices rafaelista te refieres también a la hermandad prerrafaelita de Rossetti etc? Tenía un profesor de Historia del arte que pensaba que las películas de El señor de los anillos estaban estropeadas por su estética prerrafaelita. Eso me chocaba porque a mí me gustan los prerrafaelitas y El señor de los anillos. Para ser un buen dibujante se requiere inteligencia y la belleza es la belleza.
Maggie Smith ya bordo un papel muy similar en Gosford Park y en Downton Abbey está perfecta.
Un saludo

Waltzing Matilda dijo...

Me encanta ese ojo crítico, y por tanto cómo escribes y por tanto otra vez, sigo este blog de cabeza
;)