festina lente

lunes, 2 de enero de 2012

Op. 228



¿Hay mejor modo de empezar el año que escuchando esta maravilla compuesta por Johann Strauss? Se lo digo yo: ¡NO! Mi deseo era estar en ese salón de conciertos en Viena... esperemos que los mayas se equivoquen y pueda ir algún día. ¡Feliz 2012, damas y caballeros!

1 comentario:

Alexa dijo...

Yo no me lo pierdo casi ningún año. En mi familia es una especie de tradición verlo. La música por supuesto es maravillosa, pero también me gusta ver los ballets que acompañan a algunas de las piezas, en los salones de esos soberbios palacios vieneses.

Feliz año